915 741 343 / 915 743 900 | c/ Ibiza 50, 28009. Madrid. (ver mapa)

¿Qué es la disfagia?

Son muchas las patologías las que suceden en el interior de la cavidad bucodental. La disfagia o dificultad para tragar los alimentos y bebidas supone un problema importante para quienes la padecen. En la Clínica Dental Ruiz de Gopegui te vamos a dar las claves que necesitas para entender mejor esta condición médica.

Para tratar un problema de disfagia es importante que te pongas en manos de un especialista médico cuanto antes. En nuestra clínica dental en Madrid podemos ayudarte a interpretar la sintomatología propia de esta condición, así como a mantener una sonrisa perfecta y una boca sana, pero el tratamiento de esta afección siempre debe de estar diseñado por un experto en la materia.

¿Qué es la disfagia?

Pese a la creencia popular, la disfagia no es una enfermedad en sí misma. Más bien se trata de un síntoma claro de alguna patología, que puede tener su origen en diferentes zonas del organismo. Por norma general, esta condición genera ciertos problemas o complicaciones a la hora de tragar y deglutir correctamente.

La disfagia se asocia directamente a complicaciones en la calidad de vida de quien la padece, así como a problemas de salud a nivel nutricional, entre otros. En casos muy graves, la dificultad para tragar podría llegar a generar desnutrición.

Si tu problema es que sufres dolor al tragar, lo que estarás padeciendo es una odinofagia. Se trata de una condición distinta a la disfagia, menos preocupante, pero bastante molesta. A veces estos dolores son consecuencia de inflamaciones en la garganta y tienden a desaparecer en unos días. Ocurre, por ejemplo, en procesos gripales severos.

El tratamiento de la disfagia varía en función del origen del problema y la causa que esté originando este problema. La dificultad o imposibilidad para deglutir correctamente puede darse a cualquier edad, aunque suele ser en la etapa adulta cuando es más frecuente.

Síntomas frecuentes de la disfagia

  • Molestias y dolor al deglutir (odinofagia).
  • Sensación de cuerpo extraño en la garganta.
  • Imposibilidad total para tragar.
  • Aumento de la producción de saliva o sialorrea.
  • Ronquera en la voz.
  • Regurgitación de los alimentos al intentar deglutir.
  • Aumento de la acidez estomacal.
  • Adelgazamiento.
  • Arcadas al deglutir.

En el caso de que padezcas alguno o varios de estos signos es importante que visites al médico con celeridad. El especialista te realizará los exámenes pertinentes, que indicarán el motivo por el que sufres complicaciones al tragar. De esta manera, podrás someterte a un tratamiento de calidad para evitar esta condición.

Si notas una obstrucción respiratoria o algún tipo de atasco alimentario tienes que acudir a un servicio de urgencias. Con el fin de evitar un posible atragantamiento te recomendamos cortar los alimentos en pedazos muy pequeños, consumir cremas, purés y sopas, además de masticar bastante cada bocado que te lleves a la boca.

Principales causas de la disfagia

Determinar la causa u origen de la disfagia es prioritario para poder llevar a cabo un tratamiento de la enfermedad. Son muchas las patologías las que pueden generar complicación o imposibilidad de tragar debidamente.

Es importante dividir entre dos tipos de disfagia. La disfagia esofágica, que se desarrolla en la garganta y la disfagia orofaríngea, que se desarrolla en el esófago. Ambos problemas deben de recibir tratamiento profesional cuanto antes. Estas son las posibles causas de la dificultad para deglutir:

  • Accidente cerebrovascular.
  • Cáncer oral y tumores en la zona de la garganta.
  • Tratamientos contra el cáncer en la zona de la garganta, como la radioterapia.
  • Enfermedad de Alzhéimer.
  • Afectos de Párkinson.
  • Presencia de cuerpo extraño que obstruya la garganta o el esófago.
  • Aclasia.
  • Trastornos neurológicos.
  • Algunos tumores cerebrales conllevan como síntoma la disfagia.

Además de todo esto, existen factores de riesgo para sentir dificultad al deglutir. La edad está relacionada con estos problemas, ya que la disfagia es más prevalente en adultos mayores. Algunas enfermedades de origen neurológico también incrementan las complicaciones para tragar correctamente.

Uno de los problemas más graves de este síntoma es el posible atragantamiento. Además, también se puede producir una neumonía por aspiración. Por último, las personas que sufren problemas graves para tragar podrían presentar deshidratación u malnutrición.

Tratamiento de la dificultad para tragar

El tratamiento de la disfagia siempre va a depender de la causa real que se esconde detrás de esta condición médica. Es el especialista quien diseñará un abordaje de calidad, personalizado y a medida. Como medidas preventivas, se recomienda masticar muy bien los alimentos antes de su deglución. También es importante comer despacio y trocear cada comida en trozos muy pequeños.

En casos graves, evitar los alimentos duros o que puedan favorecer el atragantamiento, como las carnes rojas, es esencial. La clave está en facilitar la alimentación todo lo posible a la persona que tiene complicaciones para tragar.

La disfagia, al ser un síntoma relacionado con otras patologías, debe de tratarse en consecuencia. Es importante determinar su origen para poder mejorar la situación y prevenir sus consecuencias.

En la Clínica dental Ruiz de Gopegui queremos mejorar tu calidad de vida. Pide cita en nuestro centro odontológico y disfruta de una sonrisa saludable, libre de patologías orales. La primera visita es gratis en nuestra clínica odontológica en Madrid.

Monitor OK
Abrir chat
Powered by