915 741 343 / 915 743 900 | c/ Ibiza 50, 28009. Madrid. (ver mapa)

Aftas bucales: causas y tratamientos

Las aftas bucales forman parte de las lesiones en la boca más frecuentes. No se trata de patologías preocupantes, pero sí que son bastante molestas. Quizás las conozcas como llagas en la boca. Suelen aparecer en las zonas blancas de la cavidad oral, como la lengua, el paladar, el labio, las encías o la zona interna de las mejillas.

En la Clínica Dental Ruiz de Gopegui somos expertos en odontología conservadora. Te vamos a dar toda la información que necesitas para el tratamiento de las aftas orales. Por norma general, las lesiones suelen ser amarillentas o blanquecinas. No son contagiosas en absoluto y tienden a desaparecer por sí solas.

¿Qué son las aftas bucales?

Las aftas bucales son pequeñas heridas que surgen en la boca por diversos motivos. Si te muerdes el labio, la mejilla o la lengua al masticar, es muy probable que se te forme una llaga bucal. En la clínica dental te podemos ayudar a controlar este tipo de lesiones.

En los casos de aftas bucales recurrentes, en personas con una predisposición mayor a padecer llagas, seguir algunos consejos en materia de prevención es prioritario. Visitar al dentista periódicamente, llevar a cabo una buena higiene oral y someterte a limpiezas dentales profesionales, mantendrá tu salud bucal en perfecto estado.

Las aftas no son lesiones preocupantes. El principal problema que presentan es que pueden ser muy dolorosas, en algunos casos. Las heridas pueden generar complicaciones al tragar, masticar o hablar. Esto sucede, sobre todo, con las llagas en la lengua.

Desde la Clínica Dental Ruiz de Gopegui te vamos a ayudar a prevenir las aftas bucales. Para ello, debes tener muy claras cuáles son sus causas principales. La higiene dental y la alimentación saludable, evita la formación de llagas. No te olvides de acudir a la clínica dental periódicamente, para que el especialista analice tu sonrisa al detalle.

Es muy importante tener en cuenta que las aftas orales se parecen morfológicamente al herpes bucal. Pese a ello, son lesiones muy distintas, con implicaciones diferentes. El herpes está provocado por un virus, por lo que se contagia con facilidad. Sin embargo, las llagas no son contagiosas. Si tienes dudas sobre la herida que presentas acude al dentista.

Principales causas de las aftas bucales

Heridas en la boca

Una simple lesión oral puede estar detrás de la aparición del afta. Morderse el labio o la lengua es algo habitual. Se trata de la principal causa de llagas en la boca. Para evitar esto es importante masticar con cuidado.

Prótesis removibles

Las personas que llevan dentadura postiza son más propensas a padecer aftas bucales. Una prótesis dental mal ajustada aumenta el riesgo de sufrir lesiones. Además, están relacionadas con otras afecciones, como la presencia de hongos en la boca. Acude a la clínica dental periódicamente para que ajusten tu dentadura postiza estupendamente.

Ortodoncia

Los tratamientos de ortodoncia fija, generalmente con brackets, también suelen causar aftas bucales. Los aparatos dentales llevan metálicos que friccionan con las mucosas de la boca, provocando las temidas llagas. Si te sucede esto cuéntaselo a tu ortodoncista. El especialista te indicará como evitar las aftas.

Puedes comprar unas ceras para los brackets, de venta en farmacia, que previenen las llagas cuando se sigue un tratamiento ortodóntico.

Sistema inmunológico débil

Las bajadas de defensas, a consecuencia de una infección, también pueden provocar llagas en la boca. Si has padecido un proceso infeccioso y posteriormente te salen lesiones bucales visita al dentista. Quizás las llagas sean herpes. En este caso debes tener cuidado con el contagio.

Déficit de vitaminas

En los tiempos que corren las carencias vitamínicas no son frecuentes. Pero las aftas bucales recurrentes pueden estar causadas por un déficit de vitaminas del tipo B y C. Recuerda llevar a cabo una alimentación saludable, en la que no falten frutas y verduras. Estos alimentos cuentan con aportes vitamínicos elevados, además de otros nutrientes que mantienen a tu organismo en perfecto estado.

Tratamiento para las aftas bucales

Antes de hablar de tratamientos para las aftas orales es importante que sepas que no existen remedios caseros para las aftas bucales. Para curar las llagas en la boca la paciencia es lo más importante. Las lesiones tienden a desaparecer por sí solas, en plazos inferiores a una semana.

Si has leído en Internet que puedes hacer enjuagues con agua oxigenada o vinagre, debes de saber que son muy perjudiciales para tu sonrisa. Este tipo de productos dañan el esmalte dental, aumentando el riesgo a sufrir caries. Además, generan una erosión dental considerable.

La realidad es que no existe un tratamiento específico para curar las aftas. En la farmacia venden pomadas, geles y caramelos que ayudan a la cicatrización de las llagas, en función de dónde estén ubicadas. No las cura, sino que favorece el proceso de cicatrización. También puedes realizar enjuagues con colutorios para las aftas bucales, que te recomendaremos en la clínica dental.

Pide cita en Ruiz de Gopegui si padeces aftas bucales recurrentes. En nuestra clínica estudiamos tu sonrisa detalladamente, con el fin de planificar un tratamiento de calidad. Nuestro equipo médico estudiará la causa de la presencia de llagas orales, con el propósito de evitar las molestias asociadas a estas lesiones ulcerosas en la boca. ¡La primera visita es gratis!

Valora este artículo

Clínica Ruiz de Gopegui
Doctores Ruiz de Gopegui